En estos días entrevistaron al filósofo Alain Badiou: “Los occidentales ricos y satisfechos hoy construyen muros, y son los adversarios de la Humanidad genérica. El Occidental autosatisfecho estima que le corresponde a él definir qué es humano, y construye murallas para mantener a distancia a Eso que no es totalmente humano. Es una calamidad. Frente a esa calamidad, yo afirmo y prescribo un imperativo: hay un solo mundo, habitado por la Humanidad genérica. Es un principio totalmente opuesto al funcionamiento de nuestras metrópolis occidentales.”

    

     Al mismo tiempo, la ONU lamentaba el boicot occidental a su conferencia sobre el racismo. Alegando el temor al borrador consensuado y sus posibles mensajes antisemitas, Estados Unidos, seguido por Israel, Canadá, Italia, Australia, Holanda y Nueva Zelanda se ausentaron.

Cuando el líder iraní Mahmud Ahmadineyad subió al estrado fue interrumpido con gritos de “asesino” y cuando habló de “racismo de Israel con los palestinos”, todos los embajadores de la Unión Europea cumplieron con su promesa y abandonaron la conferencia. La conferencia quedó sin representantes de Occidente.

    

     Póngase el nombre que se quiera a lo que son evidencias:

                – Israel lleva a cabo una vociferante campaña israelí contra el programa nuclear iraní, país al que incluso amenaza con atacarle, pero fue Israel quien introdujo las armas nucleares hace más de cuatro décadas, con el conocimiento y aquiescencia de las potencias occidentales. Se calcula que posee entre 250 y 300 armas nucleares actualmente. En los últimos años altos cargos israelíes han amenazado con exterminar a todos los países musulmanes y árabes de la región. ¿El objetivo del arsenal nuclear de Israel no es meramente la “auto-protección” o la “auto-preservación” sino un engrandecimiento estratégico y expandir su supremacía militar por todo Oriente Medio, desde Irán a Marruecos?

                – Cientos de miles de toneladas de suministros para los palestinos de Gaza se están pudriendo en ciudades de la provincia egipcia Sinaí Norte, pese a que la ONU reclamó que se autorice el pasaje de mercancías al territorio arrasado por el último ataque israelí. En este momento, la asistencia humanitaria que llega a Egipto debe pasar por los cruces comerciales entre este país e Israel, Al Auja o Kerem Abu Sellem, y queda sujeta a las disposiciones de ambos estados y de las leyes de importación israelíes. Gran parte de los productos almacenados en esta zona, desde lentejas, pasta, garbanzos y jugos, fueron considerados por Israel como “no esenciales” para la vida. (IPS)

                – Israel seguirá expandiendo sus asentamientos en Cisjordania. La prensa israelí está informando de que Netanyahu y Lieberman acordaron en sus negociaciones para formar gobierno que Israel construiría 3.000 viviendas en la zona situada entre Jerusalén y Maale Adumim (un inmenso bloque de asentamientos) conocida como E-1. Una vez concluido, Israel habrá cortado efectivamente Cisjordania por la mitad con lo que será casi imposible crear un Estado palestino viable.

                – La versión oficial dice que permanece vacía después de una sentencia del Tribunal Supremo del mismo año en la que fue descubierta. Pero nadie sabe con certeza qué ocurre dentro de unos muros donde Israel lleva encerrando desde hace décadas a los que ellos denominan «combatientes irregulares». Quienes fueron interrogados entre esos muros han relatado salvajes torturas, que van desde el completo aislamiento hasta la violación. Es el Guantánamo israelí, un centro de detención que nunca existió en los papeles oficiales, donde fueron interrogados palestinos, libaneses y sirios secuestrados por el Ejército israelí y sobre el que pesa el absoluto silencio administrativo. Es el área 1.391.  (Gara)

                – Las asociaciones Al Quds de Málaga y el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe, personadas como acusación popular en la causa abierta en la Audiencia Nacional española contra siete militares israelíes, han criticado la petición de la Fiscalía de este Tribunal en el sentido de que se archive la denuncia contra los responsables israelíes que, en el año 2002, ordenaron atacar una zona de Palestina densamente poblada con una bomba de una tonelada, lo que ocasionó catorce civiles muertos y numerosos heridos, en una usual instrucción de asesinato ‘selectivo’. La Fiscalía argumenta que las autoridades israelíes ya investigan lo ocurrido.

                – Miles de palestinos en Cisjordania e Israel se echaron a la calle en protesta contra la expropiación de sus tierras por las autoridades israelíes, en el llamado Día de la Tierra, 30 de marzo, que se conmemoró por primera vez en todo el mundo. “Las razones por las que estalló el Día de la Tierra son tan relevantes hoy como en 1976: la expropiación continúa”, afirmó durante la protesta el diputado Afo Agbariye, del partido israelí de izquierda Hadash.

                – A finales de marzo, el relator de la ONU para derechos humanos en Palestina confirmó que el Ejército israelí cometió “crímenes de guerra sistemáticos”. Los ataques a civiles violaron la ley internacional. Estados Unidos e Israel rechazaron los dos informes que publicaron dos representantes de la ONU, Richard Falk y Radhika Coomaraswamy, sobre la invasión israelí de Gaza que en enero último costó la vida al menos a 1.434 palestinos, de los que 960 eran civiles. El Gobierno israelí considera que se trata de informes “unilaterales”. El Departamento de Estado de EEUU criticó el informe de Falk alegando que sus opiniones son “sesgadas” e “injustas”.

    

     ¿De dónde nos viene semejante prepotencia a Occidente?

¿Cómo es posible que los gobernantes occidentales actúen tan rápidamente ante declaraciones sobre el racismo, a pesar de la evidencias, y reaccionen tan lentamente ante enormes injusticias mundiales?

www.miradasolidaria.es

Dejar un comentario