Está sucediendo en centenares de municipios en España y en todos los países del sur de Europa. Es exactamente lo mismo que ocurrió en el pasado en América Latina.

Hablamos de la PRIVATIZACIÓN DEL AGUA.

En Latinoamérica aprendieron duramente de los fracasos que supuso la imposición del Banco Mundial de la privatización del agua. Hoy las empresas privatizadoras son forzadas a dar marcha atrás en aquel Continente y en otros países europeos como Alemania y Francia.

Pero ahora llega la Troika  y exige a los países del sur de Europa que, en nombre de una malentendida y demagógica austeridad, se privaticen nuestras aguas, nuestro servicio y gestión de aguas. Al parecer,  también nosotros deberemos aprender de nuestros propios fracasos. Nos exigen vender nuestra agua, un bien necesario para la vida. Esto no es austeridad, esto es sabotaje.

 

Comenta el gran especialista en políticas de agua, el catedrático Pedro Arrojo, que las empresas privatizadoras, amparadas por la Troika, vienen a conseguir beneficios con nuestra necesidad, convierten un servicio público en un negocio. Tarde o temprano, acarreará una subida enorme de costes que han de pagar los ciudadanos.

Pero, además, supone un problema de democracia: No podemos tener una verdadera democracia si las cuestiones básicas, de las que depende la vida de la gente (como es el agua, un derecho humano y ciudadano), dejan de ser controladas por la gente. Efectivamente, no se podrá controlar a las empresas privatizadoras, porque su funcionamiento interno está protegido por las leyes.

Las empresas privatizadoras consiguen hacerse de la gestión del agua engañando a los Ayuntamientos. Compran el agua comprando previamente a los ayuntamientos, a los que les ofrecen unas migajas en forma de un reducido canon o de préstamos para hacerse de las aguas municipales por un período mínimo de 25 años. Es más, el dinero lo presta el socio financiero de la empresa privatizadora, que suele ser un banco, el cual adquiere ese dinero del BCE (dinero público) al 1% a tres años y nos cobra intereses entre el 6 y 10%. Es decir, nos compran el agua con nuestro dinero y luego nos gravan el servicio y los préstamos a costa de una necesidad tan vital para la gente como es el agua. Un auténtico sabotaje.

 

En estos días ha sido noticia en todos los medios españoles Alcázar de San Juan, un municipio manchego y pacífico, que teme y odia la violencia. Alcázar ha servido de espejo para conocer lo que está ocurriendo de manera idéntica en centenares de municipios españoles y europeos.

El tema es serio. Desde que aumentaron las privatizaciones, cada año se tramitan 500.000 avisos de corte de agua en España, un 30% más que hace 4 años. Es decir, por falta de pago de uno o dos recibos, 300.000 personas al año se quedan sin agua en España, personas que ven conculcado ese derecho humano y ciudadano.

Agradecemos el testimonio del pueblo de Alcázar de San Juan, que compartimos gustosamente a continuación.

 

Sigilosamente se fue gestando la privatización de la empresa municipal Aguas de Alcázar. Hasta mediados de 2013 no saltó la noticia y se conoció la trama urdida dentro del equipo de Gobierno municipal: La cesión de la gestión del agua de Alcázar a una empresa privada durante 25 años. Curiosamente, los documentos y pliegos de condiciones eran similares a los utilizados en otros muchos casos de privatización. También las consignas del Ayuntamiento de cara a la población eran similares a las utilizadas en centenares de casos de privatización del agua. Alguna mano negra dictaba idéntica redacción.

 

Inmediatamente se formó una Plataforma contra la Privatización de Aguas de Alcázar.

1.- Sus objetivos eran claros: Descubrir y denunciar la trama del equipo de Gobierno y empresas privatizadoras; informar y movilizar a la población; buscar maneras de paralizar la privatización; exigir transparencia al equipo de Gobierno; y reivindicar una Consulta Popular.

2.- Para ello planificaron numerosas acciones, a pesar de sus limitados medios: celebraron asambleas públicas y abiertas todos los lunes, analizaron los documentos oficiales, publicaron folletos explicativos para la población, recogieron más de 11.000 firmas de los ciudadanos (tres mil más que todos los votos conseguidos por el equipo de Gobierno en las últimas elecciones), organizaron plantadas con mesas informativas, concentraciones y manifestaciones, desfilaron en carnaval disfrazados de agua, enviaron cartas a todos los estamentos públicos y colectivos sociales de la localidad, asistieron a los Plenos Municipales con carteles reivindicativos, interpusieron recursos jurídicos, ofrecieron charlas públicas con expertos, emitieron múltiples notas y ruedas de prensa, y realizaron un encierro dentro del Ayuntamiento la semana pasada para reclamar una Consulta Popular, consiguiendo un enorme eco en todos los medios regionales y nacionales…

                ¿Cómo ha respondido el Gobierno municipal?

1.- Utilizando todos los medios a su alcance para desprestigiar a esta Plataforma ciudadana y a sus componentes, insultándoles y tildándoles de ser una plataforma de los partidos de la oposición.

2.- De cara a la ciudadanía, prometiendo “que no subirán las tarifas, ni se despedirá trabajadores y se mejorará el servicio” (un servicio que viene funcionando perfectamente durante decenas de años y que es rentable). Como si la empresa privatizadora viniese por deporte o altruismo y no por negocio.

3.- Y de cara a justificar la venta, difundiendo la engañosa consigna de que la empresa municipal de aguas está al borde de la quiebra por su gran deuda con el propio Ayuntamiento, por lo que debe venderse ‘irremediablemente’. Una deuda y otras posibles soluciones que nunca quisieron explicar ni debatir con la ciudadanía.

4.- El Alcalde y su equipo de Gobierno pusieron la guinda durante la semana del ‘encierro en el ayuntamiento’: tildaron a los ciudadanos de “antisistema” y “terroristas”, cerraron los accesos a las oficinas del Ayuntamiento impidiendo la participación ciudadana, negaron a las personas encerradas el agua y los víveres, les cortaron la calefacción y sellaron la zona, y trajeron decenas de furgones antidisturbios para amedrentar a la ciudadanía.

 

Por su parte, el 21 de febrero, miles de ciudadanos se manifestaron en defensa de su patrimonio de aguas, que es del pueblo y no de ningún gobierno de turno. Y mostraron su indignación y vergüenza por las medidas adoptadas por su Ayuntamiento.

Esto no ha acabado, nos dicen, aunque se hayan marchado todos los Medios nacionales. La Plataforma continúa con la lucha y las reivindicaciones. La causa es digna y justa. No importan las artimañas del Gobierno Municipal. ¡El agua no se vende, se defiende!

 

NUESTRO AGRADECIMIENTO Y FELICITACIÓN A TODO EL PUEBLO DE ALCÁZAR DE SAN JUAN.

 

Mirada Solidaria. es  

(Refer. a las publicaciones de la Plataforma contra la Privatización del Agua de Alcázar)      

   

  1. Oxuan7
    03 Mar 14 20:30

    Independientemente de lo que digan políticos de uno y otro signo, opino como tú: Enhorabuena a los alcazareños que se oponen a la privatización del agua.

  2. candido
    03 Mar 14 23:37

    Al fin, por una injusticia tan evidente, el Pueblo de Alcázar se une y muestra su temple. En Ciudad Real estamos con vosotros y de vosotros aprendemos, pero sentimos la frustración por los gobiernos que se imponen con mayorías absolutas; en la próxima oportunidad no nos dejaremos engañar, porque tendremos Memoria. Cándido.

  3. Marianella Argüello
    04 Mar 14 14:34

    Saludos desde Costa Rica, aquí tenemos problemas serios por el agua. Ante la falta de lluvias el año pasado las reservas han escaseado, sin embargo en este momento época seca, el agua la quitan por varias horas o días inclusive, para desviarla a la construcción de condominios o hoteles cinco estrellas. Sobre todo en la costa pacífica de nuestro país han sucedido hechos lamentables, autoridades del gobierno junto con la policía llegan a apoderarse del agua de las comunidades a la fuerza, esto a generado malestar y preocupación en muchos sectores. Les envió un video de inicios de febrero, que evidencia como en Costa Rica también buscan privatizar el agua. https://www.facebook.com/photo.php?v=596007237155011.

  4. Juan Barrilero
    09 Mar 14 20:35

    Domingo gracias por hacer eco en Mirada Solidaria de nuestra lucha de 8 meses para intentar evitar una injusticia más de los poderes económicos y políticos unidos han tramado, utilizando un derecho humano, como es el agua, como pura mercancía, usurpando lo que es del pueblo para entregar su gestión a una multinacional, Aqualia FCC para 25 años, por una cantidad que es casi un regalo. Porque las leyes actuales que nos impone el neoliberalismo así lo permiten.

Dejar un comentario