Lección de sociología: Hundimiento del Titánic en abril de 1912 (1.523 pérdidas humanas, 705 sobrevivientes).

Unos periodistas norteamericanos valoraron el desalojo del Titánic como un ejemplo de civismo. La orden del capitán Smith fue: “deben abordar los botes salvavidas primero las mujeres y los niños”. Fallecieron el 80,54 % de hombres y sólo el 29,51% de mujeres y niños.

Unos periodistas europeos valoraron el desalojo del Titánic como un ejemplo de incivismo y de clasismo. No se respetó del todo la orden del capitán. Sobrevivieron el 60% de los pasajeros de primera clase, el 42% de segunda clase, el 25% de tercera clase y el 24% de la tripulación.

Hasta los cadáveres rescatados fueron discriminados: Los de primera clase fueron colocados en ataúdes. Los de segunda y tercera clase fueron envueltos en lonas y devueltos al mar.

 

Lo afirmaban como lo sentían:

Una de las cosas que con más facilidad se tuerce en la vida son los derechos humanos.

 

Casada con Dios” y cristiana “de profundas convicciones religiosas”, como buena monja.

Con el evangelio en la mano, muchas veces meditó en las palabras de Cristo: “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida”.

Pero no “dijo la verdad, toda la verdad y sólo la verdad”. Sor María Gómez Valbuena, de las Hermanas de la Caridad, acusada del robo de bebés en un hospital, se negó a declarar ante el juez. (12/4/2012)

 

Un anuncio de la Sala de Fiestas Dulcinea, repetido frecuentemente en la cadena SER, dice: “…atendido por bellísimas señoritas”.

¿Cuándo un anuncio de concesionario de autos dirá: “atendida por bellísimos señoritos”?

 

El libro de viajes de Marco Polo, aventura de la libertad, fue escrito en la cárcel de Génova.

Don Quijote de La Mancha, otra aventura de la libertad, nació en la cárcel de Sevilla.

Fueron nietos de esclavos los negros que generaron el jazz, la más libre de las músicas.  (E. Galeano)

 

¿Quiénes serán los mercados? Se tranquilizan o se muestran insatisfechos, se enfadan y castigan, ordenan y exigen, para conseguir su confianza los gobiernos les envían mensajes…

Entes paradójicos: Mitad divinos y mitad humanos, invisibles pero tratados con lenguaje humano, aprietan más cuanto más se les otorga, siempre insatisfechos ante el sacrificio humano. Humillan a los sumisos y luego los desprecian.

Y nosotros sin estudiar en los colegios que podía llegar a existir un Imperio de los Mercados…

 

D. Eufemismo no descansa: “hemos vivido por encima de nuestras posibilidades” (¿Quiénes?), “Saldremos de la crisis reforzados” (¿Quiénes?), “la crisis es una ocasión para reinventarse” (¿Quiénes?), “Hay que buscar soluciones imaginativas” (¿Quiénes?), “Hay que optimizar recursos”  (¿Quiénes?), “Hay que potenciar la creatividad en la búsqueda de soluciones” (¿Quiénes?),…

¿Por qué toda la población va a ser culpable de la crisis? ¿Cuándo se hablará de los responsables mentirosos, atracadores, corruptos, estafadores,  especuladores,…?

 

El Tratado de Schengen (1985) establece la libre circulación de personas por la Europa sin fronteras. París y Berlín quieren que pueda suspenderse temporalmente para controlar el “flujo masivo de inmigrantes”.

El Gobierno español acaba de suspenderlo durante una semana (está permitido por el propio Tratado en casos de “seria amenaza al orden público o a la Seguridad interior”). El motivo ha sido la Cumbre del Banco Central Europeo (BCE) en Barcelona a primeros de mayo.

¡Gran confusión! No se prohíbe la entrada a los causantes de los males de nuestra economía y del deterioro de nuestro sistema democrático, pero sí a los ciudadanos indignados “antisistema” que puedan llegar de Europa. ¡Prohibida la protesta de la ciudadanía humillada!

Creíamos que el miedo era exclusivo de los pobres, y que no afectaba a los ricos y poderosos.

 

El niño preguntó: – ¿Qué tienen los Bancos para ser defendidos antes que las personas?

– Tienen dinero de todos los colores.

Como si le hablasen del arco iris, una dulce sonrisa se dibujó en el rostro del pequeño. Y, tras una breve pausa, el niño añadió:

– ¿También los colores de la bandera pirata…?

 

También Norman Mailer se preguntó: ¿Por qué matamos a quienes han matado a otros?

¿Para demostrar que matar está mal?

 

El mochuelo

(mayo-2012)

 

Dejar un comentario