Justicia “al gusto”

     JUSTICIA “fuera de juego”

La Justicia atada de pies y manos por las Leyes. Al igual que los inmigrantes pobres, la Justicia no puede circular libremente ni actuar en cualquier lugar. Por ello, también como la inmigración, tiene ‘Leyes de Control’, para ser utilizada “al gusto”, o a conveniencia.

El pasado 19 de mayo, el Congreso de Diputados aprobó el proyecto de Ley del gobierno español que reforma la normativa de la Jurisdicción Universal. El 7 octubre aprobó el Senado.

El magistrado y miembro de Jueces para la Democracia Ignacio González Vega denuncia, junto con otras 500 asociaciones de Derechos Humanos, la reforma de la normativa de la Justicia Universal, con la que se pretende dejar de juzgar los crímenes de guerra que se producen fuera de España.              

“Tocamos a rebato por la reforma de la Ley de Justicia Universal, ya que esta normativa ha permitido investigar los crímenes contra la humanidad en todo el mundo -aseguró la presidenta de Amnistía Internacional en España- (…) Desde su aplicación, los autores de estos delitos contra los Derechos Humanos no han podido dormir tranquilos”.

“El día en que se aprobó la reforma fue una jornada muy triste para las víctimas de la impunidad, ya que dichas víctimas habían visto por primera vez en la vida que sus voces podían ser escuchadas y no silenciadas”, añadió la presidenta.       

“Nadie alzó la voz cuando la Audiencia Nacional era, simplemente, el juzgado de guardia del Tercer Mundo. Las presiones políticas empezaron a llegar cuando las investigaciones involucraron a países como Israel, China y Estados Unidos. Esto es vergonzante”, denuncia el miembro de Jueces para la Democracia.     
El director del Centro Palestino por los Derechos Humanos, Raji Sourani, pidió que agresiones como las sucedidas en los ataques de Gaza (por la que el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu abrió una investigación en enero de este año) no quedaran impunes. En su opinión, si este tipo de ataques triunfan “el mundo corre el riesgo de orientarse por los parámetros dictados por la ley de la jungla”.

Los asistentes al acto quisieron dar voz a las víctimas y recordar cuál es su situación: “Las víctimas sienten los crímenes en su piel, y son ellas quienes deben sentir que la ley está de su lado”.             

 

     “PIRATAS”:  Escena A

 La comunidad internacional condenó con fuerza y declaró la guerra a los piratas somalíes. En junio secuestraron otro barco italiano y dos egipcios, el 2 de octubre otro atunero vasco…

El Consejo de Seguridad de la ONU (algunos de cuyos miembros pueden tener muchos motivos ocultos para proteger indirectamente a sus flotas pesqueras en aguas somalíes) aprobó las resoluciones 1816, en junio de 2008, y 1838, en octubre de 2008, que “invitan a los estados interesados en la seguridad de las actividades marítimas a participar activamente en la lucha contra la piratería en alta mar fuera de las costas de Somalia, particularmente desplegando buques de guerra y aviones militares…”              
La OTAN y la Unión Europea han publicado órdenes al mismo efecto. Rusia, Japón, India, Malasia, Egipto y Yemen se han unido a la batalla, junto con un número cada vez mayor de países.
Las marinas de guerra aliadas del mundo –con una flota superior a 40 buques de guerra, de ellos 10 asiáticos, árabes y de países africanos, así como de muchas naciones miembros de la OTAN y de la Unión Europea– intensificaron su cacería de piratas somalíes.

El líder del PP  y el portavoz del PNV en España solicitan medidas similares a las de algunos países europeos, cuyos barcos faenan en zona somalí con protección militar a bordo.

El juez de la Audiencia Nacional decretó prisión para los dos piratas somalíes detenidos por la Armada, implicados en el secuestro del atunero vasco ‘Alakrana’, y ha ordenado al Ministerio de Defensa el traslado de los dos arrestados “de forma urgente” a España. En este caso, el magistrado acusa sin remilgos a los dos piratas: un delito de asociación ilícita, 36 de detención ilegal y uno de robo con violencia y uso de armas.

Excelentes ejemplos de cómo aplicar la Justicia con rotundidad.

 

    

      “PIRATAS”: Escena B    

Cuando colapsó el gobierno de Somalia hace 18 años, los intereses extranjeros aprovecharon la oportunidad para comenzar a saquear furtivamente las fuentes alimentarias del mar somalí, a incrementar el tráfico marítimo ilegal  y a utilizar aquellas aguas sin vigilancia como vertedero de basura nuclear y tóxica.

Esa es la misión de flotas dedicadas a la Pesca Ilegal No Declarada y No Reglamentada (IUU, por su sigla en inglés).

Según el Grupo de Trabajo de Alta Mar (HSTF), en 2005 más de 800 barcos pesqueros IUU operaban al mismo tiempo en aguas de Somalia, arrasando anualmente con un estimado de 450 millones de dólares en mariscos y peces de las aguas somalíes. Es decir, robando una fuente inestimable de proteína a una de las naciones más pobres del mundo y arruinando el sustento de vida legítimo de los pescadores.              
Los reclamos contra la descarga de basura tóxica, así como la pesca ilegal, han existido desde principios de los años 90. El tsunami de 2004 evidenció las pruebas físicas. El Programa del Ambiente de Naciones Unidas (UNEP) reportó que el tsunami reventó la herrumbre de los contenedores de basura tóxica que se vararon a orillas de Puntland, en el norte de Somalia. “La basura es de muy diversas clases. Hay desechos radioactivos de uranio, la basura principal, y metales pesados como cadmio y mercurio. También hay basura industrial, desechos de hospital, basuras de sustancias químicas y lo que se desee nombrar”. “Lo más alarmante aquí es que se está descargando basura nuclear. La basura radiactiva de uranio está matando potencialmente a los somalíes y está destruyendo totalmente el océano”, dijo Nick Nuttall, portavoz de UNEP.               
Asombrosamente, la ONU, permanece ajena a sus propios principios y a las súplicas somalíes e internacionales para detener la devastación continua de los recursos marinos somalíes y la descarga de basura tóxica. Violaciones también largamente ignoradas por las autoridades marítimas de la región. Éste es el contexto en el que aparecieron los hombres que estamos llamando “piratas” en la escena anterior. Los “piratas” somalíes son pescadores en lucha contra otros “piratas occidentales” que saquean la pesca de arrastre y descargan basura tóxica en sus aguas.

A primeros de junio, la comunidad local de la ciudad costera somalí de Las Khorey retuvo a una gabarra italiana y a dos barcos rastreadores egipcios abarrotados de peces capturados ilegalmente en aguas somalíes, que a la vez remolcaban dos enormes tanques sospechosos de contener basura tóxica o nuclear. La comunidad de Las Khorey invitó a los expertos internacionales a que vinieran a investigar estos casos, pero hasta ahora no hubo respuesta a la invitación.

Excelentes ejemplos de evasión de la Justicia.

 

     “PIRATAS”: Escena C:

El periodista británico Hari preguntó: “¿Esperamos que los somalíes hambrientos permanezcan pasivamente en sus playas, remando entre nuestra basura nuclear, y nos observen cómo les arrebatamos sus peces para comérnoslos en restaurantes de Londres, París y Roma? No hemos actuado contra esos crímenes. Pero cuando algunos pescadores respondieron interrumpiendo el tránsito por el corredor marítimo del 20% del suministro de petróleo del mundo, comenzamos a chillar sobre esta “maldad”. Si realmente queremos ocuparnos de la piratería, necesitamos extirpar la raíz que la causa -nuestros crímenes-, antes de enviar a las cañoneras a despejar la ruta de criminales somalíes”.         
Son dos las piraterías en Somalia: ¿Por qué una palabra ignora a la otra?, preguntaba Mohamed Abshir. ¿Acaso no es piratería la piratería ilegal de pesca, la descarga de basura y el tráfico marítimo ilegal?

En una respuesta internacional, los gobiernos extranjeros, las organizaciones internacionales y los grandes medios de información se han unido en demonizar a Somalia y en describir a sus pescadores como hombres malvados que sorprenden a las naves y aterrorizan a los marineros (aunque no se ha dañado a ninguno). Esta presentación es torcida. Los grandes medios dijeron relativamente poco sobre las otras piraterías, la de la pesca ilegal y la descarga de basura.

Es maravilloso contemplar a la Justicia defendiendo a los transgresores.         
No resulta extraño que estas noticias hayan sido incluidas en el Proyecto Censurado 2008/09 de noticias estadounidense.

Excelentes ejemplos de cómo la Justicia recuperó la ‘vista’, pero sufre de enmudecimiento. Sin venda en los ojos, la Justicia distingue mejor la clase a la que pertenecen los reos, pero ocasionalmente le ponen mordaza.
 

Con la Justicia enloquecida, el mundo da vueltas como un dado de caras desiguales.

 

Las fortunas de 400 familias equivalen a los ingresos de los países donde vive casi la mitad de la población mundial.

China ocupa actualmente el segundo lugar del mundo en la lista de multimillonarios (66), pero en 2005 ocupaba el puesto 132 en cuanto al reparto de riqueza por habitante.

En 2008, precisamente China deslumbró al mundo con sus Juegos Olímpicos. Pero en ese mismo año, China impuso 7.000 penas de muerte y más de 1.700 ejecuciones, según informe de AI.

El mundo no cesa de premiar a quienes les desvalijan… ¡Esos bancos, esos consejos, esos ejecutivos,…!

Un mundo que cada minuto destina tres millones de dólares a los gastos militares, mientras cada minuto mueren quince niños por hambre o enfermedad curable.

¡Qué pena! ¡La Justicia anda loquita!

 

El mochuelo

(octubre-2009)

Esta entrada fue publicada en A propósito (editoriales). Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *